Meditación Paz en el Corazón

mujerbeso

 

mujerbeso

Quiero compartir contigo una meditación guiada que he escrito para mis alumnas/os así como unas herramientas prácticas para encontrar Paz en tu corazón.

Herramientas para cultivar y expandir la paz

1. Siembra el propósito firme de estar en paz

Ante todo decide la paz. Date cuenta que la paz no está afuera. La paz es una decisión interna, un propósito y un camino. La paz no es aburrida, sino un modo de ser tremendamente dinámico y vivo. La paz es dicha profunda y creatividad: es juego, movimiento y expansión. La paz es una danza sagrada, es Shiva y Shakti, consciencia y energía en movimiento y creando eternamente el universo.

Solo estando en paz con nosotras podemos ser realmente pacíficas con los demás seres del mundo. Patañjali, el padre del yoga clásico, llama a este estado ahimsa, la no violencia. Una actitud interna pacífica, un código de no violencia en la palabra, pensamiento y acción hacia una misma y hacia todos los seres.

El alma tiene sed de paz para poder expandirse. Necesitamos crecer y compartir, evolucionar, nutrir y cuidar, abrirnos a una vibración más pacífica y dulce desde la cual experimentar la realidad.

Como practicante de yoga, como caminante consciente de la tierra, siembra en tu corazón el propósito firme de encontrar la paz. Recuérdalo constantemente a lo largo del día.

2. Cuida tus pensamientos

Los pensamientos crean tu realidad. Ten pensamientos puros y elevados.

3. Para tener paz, da la paz

El corazón reconoce en silencio la vibración de la paz, el canto dulce del alma. Eso es ananda, el gozo. Ama, perdona, comparte, comprende, escucha. Medita. Brilla. Despierta. Da.

yogastudio

Meditación guiada

Comienza esta practica con tus ojos suavemente cerrados.

Tómate un momento para aterrizar sobre tu esterilla.

Lleva tu cabeza de un lado al otro un par de veces…poco a poco deja que descanse en el centro, con el cuello bien elongado y relajado.

Ahora toma un momento para recorrer tu cuerpo mentalmente, ajustándolo para que esté lo más cómodo posible. Si notas alguna incomodidad es mejor que la resuelvas para que no te distraiga o impida tu relajación (pausa)

Ahora lleva tu atención hacia la respiración. Inspira por la nariz y date cuenta del aire llenando tus pulmones, nota como tu abdomen se levanta. Exhala por la nariz y permite que el abdomen caiga naturalmente cuando el aire sale de tus pulmones…Relájate y permite que el ritmo natural de la respiración continúe mientras la inhalación y la exhalación fluyen una hacia la otra sin esfuerzo.

Siente el contacto de tu cuerpo con el suelo. Quizá puedas percibir una suave calidez en la parte posterior de tu cuerpo, que descansa sobre tu esterilla… Permite ahora que esa sensación viaje a la parte delantera de tu cuerpo… Suaviza tu rostro, el cuello y la nuca, la garganta, el pecho, los hombros, brazos y manos. Relaja tus costillas…relaja la zona de corazón.

Nota como el abdomen va aflojando con el subir y bajar de tu respiración. Nota el peso de las caderas, afloja bien los glúteos e ingles. Relaja tus piernas y pies (pausa)

Permítete soltar y relajarte…

Intensifica tu presencia aquí y ahora… Para tomar unas respiraciones yóguicas completas coloca una mano en tu ombligo y la otra en lo alto del pecho….

Tranquilamente colócate en tu postura de meditación.

Aplica este MUDRA: Coloca la mano izquierda en el centro del pecho, el centro del corazón. La palma de la mano esta plana en contra del pecho, y los dedos paralelos al suelo, apuntando hacia la derecha. Haz el Gyan Mudra con la mano derecha (toca la punta del dedo indice con la punta del dedo gordo). Levanta la mano derecha hacia arriba y un lado, como si estuvieses cumpliendo una promesa. Las palmas apuntan hacia adelante, y los tres dedos que no están en Gyan Mudra apuntan hacia arriba. El codo esta relajado a un lado con el antebrazo perpendicular al suelo.

Realiza respiraciones profundas o Respiración 4-4-6 durante unos minutos.

Ajusta el volumen y escucha la meditación guiada ahora.

 

 

Om sarveshám svastir-bhavatu 

sarvesám sántir-bhavatu 

sarvesám púrnam bhavatu 

sarvesám mangalam bhavatu

Que todo se establezca en el Ser

Que todos los seres logren la paz,

Que todos realicen su perfección y que todos permanezcan en lo propicio.

 

Que se establezca la paz en tu Ser.

Kalyana

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario